Alimentación durante el embarazo

Alimentación: que el embarazo no se vuelva embarazoso

Alimentación durante el embarazo
Alimentación durante el embarazo

En el embarazo, lo único constante para la mujer es la sorpresa. Todo lo que antes parecía normal, se vuelve extraordinario: incluso la alimentación. Efectivamente, la dieta es vital para la salud de la futura madre y el retoño que crece. A continuación presentamos una guía práctica para orientar a las mujeres en su embarazo.

¿Qué tipo de lácteos debe comer una embarazada?

Para un bebé y, por tanto, para una embarazada, la leche es importante, incluso, nueve meses antes de que éste nazca. Toda mujer que se encuentre en la dulce espera necesita beber leche (entre otros lácteos) principalmente por su alto contenido en calcio.
La mayoría de los productos lácteos contienen, además, proteínas, calcio, vitaminas A y D. Por cierto, de todos los lácteos, no se recomienda el consumo de quesos grasos, manteca y crema, el resto están todos aprobados para el embarazo.

¿Cuáles son las carnes a incluir en la dieta?

El consumo de carne es indispensable para una embarazada pero, atención, pues es necesario saber identificar qué tipo se debe dejar de lado y cuál no.

Por ejemplo, las carnes rojas magras, las que no tienen grasas, deben consumirse al menos una vez por día y en forma de alimento principal. La razón es sencilla: este tipo de carne guarda grandes proporciones de hierro.

Con respecto a las que están contraindicadas: las que poseen demasiadas grasas y, además, muchos médicos recomiendan restringir el consumo de pollo por las hormonas que, a menudo, se le dan al animal.

¿Y qué otros alimentos están recomendados?

Frutas: especialmente el plátano por el potasio. Además, es preferible dejar de lado los cítricos (naranja, pomelo, mandarina, etc.) pues, en exceso, pueden causar movimientos intrauterinos.
Verduras: de cualquier tipo, es vital procurar lavarlas bien.
Huevos: dos por día, solo la clara.
Cereales: son sinónimo de fibra.

4 thoughts on “Alimentación: que el embarazo no se vuelva embarazoso

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies